Síguenos en:   

{ La crítica recomienda }

 

 
 

Manifiesto FEMEN

FEMEN

01/02/2016

Crítica por: Alan Queipo

«Esas tías en tetas» para buena parte de la opinión pública; o la gran bandera de la lucha feminista contemporánea para otra parte; las FEMEN son un artefacto que consigue su principal cometido: no pasar nunca desapercibidas. Sus armas son tan poderosas como la extrema sexualización que domina el mundo: sus tetas. Con ellas, llevan casi ocho años confinando y levantando un movimiento que ha logrado internacionalizarse y trascender fronteras no sólo territoriales, sino también ideológicas: su lucha es la de todas las mujeres del planeta que pretenden liberarse de los agentes alienadores, del machismo insitucionalizado, de la herencia cultural patriarcalista, de la utilización mercantil de los cánones de belleza impuestos sólo a las mujeres, de la discriminación y violencia de género y un largo etcétera que hace explícito, patente y necesario el largo camino por la igualdad entre hombres y mujeres que aún queda por recorrer.

Hace unos años, artículos como el que escribimos (en el que alguno nos acusó incluso de ser unos «vendidos», aunque no sabemos a quién) ponían en situación el valor discursivo y simbólico de uno de los movimientos activistas con mayor presencia en el mundo occidental; pero faltaba que se publicase un manifiesto que institucionalizara las bases de este movimiento, a día de hoy completamente global e integrado en la dinámica activista y crítica de, sobre todo, los países del primer mundo; pero que sigue necesitando espacios donde explicar sus bases y sus fines. Por eso el aterrizaje en librerías del breve, conciso, directo y condensado Manifiesto FEMEN que hace tan sólo unos meses ponía en circulación la editorial Hoja de Lata en nuestro país, previo trabajo de cohesión y «colaboración por todos los equipos de FEMEN Internacional» sirve como manual introductorio para saber quiénes son, de dónde vienen y adónde van.

De ahí que en las poco más de setenta páginas del libro, desplieguen las armas centrales del manifiesto, de manera directa y convirtiendo su performático y estético mensaje (evolución contemporánea de aquellas W.I.T.C.H., entre otros grupos) a ojos de todo el mundo, en una herramienta discursiva para la aplicación teórico-práctica tan fértil como directa: qué es FEMEN, cuál es su ideología, cuáles son los tres pilares que combaten, cuáles sus consignas para la acción, cuáles son símbolos y cuál la estructura del movimiento. A esto, un prólogo, una suerte de grito-poema y una «carta abierta a las mujeres del mundo» que acerca (o aleja) a todo aquel que quiera interesarse y conocer más a fondo, y sin distracciones estéticas, el discurso de uno de los grupos activistas más reverenciados y cuestionados de la última década.

¿Qué te ha parecido la crítica?
Vota:              |  Resultado:            
¿Quieres compartirla?
      | Enviar por correo
Comentarios - 0

Crítica literaria