Pasión por leer. Pasión por escribir.

Portada > Noticias > Libros > Autoayuda > Ingobernable, de Aldara García Fernández

Ingobernable, de Aldara García Fernández

La anorexia nerviosa en un valioso y accesible testimonio ilustrado.

26 de noviembre de 2022. Estandarte.com

Qué: Ingobernable Autora: Aldara García Fernández Editorial: Rimpego Año: 2021 Páginas: 104 Comentario final: Dra. Marta Saray Hernández García Precio: 19 €

 

Aldara García Fernández (León, 2004) entró en el Servicio de Psiquiatría del Hospital Clínico Universitario de Valladolid “gobernada” por la enfermedad y salió dispuesta a ser “ingobernable”.

Así lo recuerda la psiquiatra Marta Saray Hernández García al final de Ingobernable (Editorial Rimpego, 2021), el libro en el que García Fernández ha compartido su experiencia en el hospital de una singular y sugerente manera.

Lo ha hecho a modo de diario, con brevísimos textos y popurrís de dibujos. Unos y otros, elocuentes y expresivos: reflejos de su estado de ánimo, de sus subidas y bajadas, de sus miedos y esperanzas.

“Me vi sola y perdida: una adolescente con anorexia nerviosa en una planta de psiquiatría infantil y juvenil. Comencé a vivir en un mar de dudas, con el corazón lleno de angustia y la cabeza tomada por los fantasmas. Los pies me pesaban demasiado como para seguir adelante…”, cuenta en la presentación del álbum, donde también explica por qué empezó a dibujar y qué significó para ella coger los rotuladores y dejar constancia de todo lo que le estaba sucediendo.

El paso a reunir sus pensamientos y dibujos en este libro y dejar que vean la luz tiene que ver con su deseo de ayudar a otros “a remar hacia su recuperación”. Por eso comparte su experiencia, por eso habla de fantasmas y ángeles, de abrazos y básculas, de la radio o las videollamadas; por eso sus autorretratos a veces reflejan pavor o angustia, y otras, serenidad, confianza, alegría...

Los trazos directos y sencillos se presentan en un solo color por cada día, pero distinto según el día, y marcan el paso del tiempo y los cambios que trae consigo, como también lo hacen la elección de los motivos o –en un día especialmente difícil– la ausencia de ellos.

Tras dejar el testimonio de 42 días ingresada en breves apuntes, la autora se explaya un poco más en el epílogo, donde da un sabio consejo: pedir ayuda. A continuación, y antes de ceder la palabra a la doctora Hernández García, despliega en un diccionario gráfico sucintas notas sobre muchas de las cosas que han estado junto a ella en este tiempo y que, por lo tanto, colonizan estas páginas: algunas son presentadas con descripciones asépticas, otras están cargadas con su personal apreciación. “Colonia. Otro de los mejores momentos del día era echarme una colonia barata que venía en un frasco de plástico rosa. La utilizaba en grandes cantidades, igual que mi madre. Era una forma de sentirla cerca”.

Ingobernable comienza con las palabras de Aldara García Fernández señalando los primeros síntomas de una enfermedad a la que describe como “una semilla minúscula que germina silenciosa en tu cerebro, y lanza sus raíces hacia los espacios sombríos donde aguardan los miedos y las inseguridades”. Al final del libro, es la psiquiatra Hernández García la que explica en qué consiste la anorexia nerviosa con un lenguaje cercano y comprensible y en un tono acorde con el título de su texto: Dibujando una esperanza.

Eso, esperanza, es lo que encierra esta pequeña obra con un tratamiento delicado y muy personal y en una preciosa edición de Rimpego en su colección infantil y juvenil Azuleón. Se trata de un testimonio generoso, valioso y muy accesible que, recordemos, lo que quiere es ayudar a otros. Esos otros probablemente sean muy jóvenes; según informa la doctora, el 85 % de los trastornos del comportamiento alimentario aparece entre los catorce y los dieciocho años.

 

 

Comentarios en estandarte- 0